¡Nos RECOMIENDAN a los AMIGOS!

También organizo los tours en MOSCÚ, Nóvgorod, Súzdal, Vladímir y Anillo de Oro, Sochi y Cáucaso, Irkutsk y lago Baikal, Tallin, Helsinki y países Bálticos

Ofrezco los tours exclusivos, personalizados, por privado y de alta calidad garantizada

con Eugenia
www.guiaspb.com
Espanol Portugues English

San Petersburgo

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

San Petersburgo, fundada por el zar Pedro I el Grande en 1703 como la nueva capital del imperio ruso, está situada en el noroeste del país, en la costa del mar Báltico. Durante dos siglos, entre 1712-1917 fue la capital del Imperio Ruso.

Actualmente es la segunda ciudad de Rusia después de Moscú en importancia y población, cuenta con más de cinco millones de habitantes (5 384 000 para el año 2019).

Sin duda San Petersburgo es una de las ciudades más bellas de Europa, con frecuencia llamada “La Venecia del norte”, “La Palmira del norte” y la “capital cultural de Rusia”.

Petersburgo

El centro histórico de San Petersburgo con la superficie de 4000 hectareas fue declarado por la UNESCO el Patrimonio de la Humanidad. Anualmente San Petersburgo visitan de seis a ocho millones de turistas, más que cualquier otra ciudad de Rusia.

Se conoce la frase del famoso escritor francés Alejandro Dumas – “Dudo que haya algún sitio en el mundo con unas vistas comparables al panorama majestuoso que se desplegaba ante mis ojos mientras testaba de pie en el dique de granito del río Neva". Efectivamente, todos los conjuntos arquitectónicos, perspectivas, palacios, plazas, malecones, avenidas, edificios, monumentos, puentes, templos - todo lo que hay en San Petersburgo desprende belleza, elegancia y alto grado de armonía en cada detalle.

Suelen decir que San Petersburgo es la máxima encarnación del talento artístico. Los mejores arquitectos de Europa y los talentos creativos más destacados de Rusia (entre ellos, Alexander Pushkin, Nikolai Gogol, Fiodor Dostoyevski, Petr Tchaikovskiy, Dmitri Shostakovich y Alexander Brodski), dejaron su huella imborrable en esta magnífica ciudad.

La época más famosa para visitar San Petersburgo es la de las únicas «Noches Blancas» desde finales de mayo hasta inicios de julio, cuando el sol no desaparece en toda la noche (este fenómeno se debe a la latitud donde se ubica San Petersburgo, esta capital norteña de Rusia – 60, bastante cerca al círculo polar).

Sus legendarios puentes elevadizos sobre el imponente río Neva que abren cada noche para dar paso a los caravanas de barcos es un espectaculo sin par que atrae a miles de espectadores cada noche de verano.

Petersburgo

San Petersburgo con razón está llamada la Venecia del norte. Sus numerosos canales están flanqueados por mansiones y palacios barrocos y neoclásicos cuyos reflejos en el agua son tan pintorescos y románticos, sobre todo en las noches blancas, con su crepúsculo transparente. Cabe mencionar que el emperador Pedro I quien fundó san Petersburgo en 1703 al reconquistar para Rusia la salida al mar Báltico reforzando de esta manera la presencia de Rusia en esa región, abriendo al mismo tiempo una “ventana a Europa”, para el desarrollo de la ciudad se inspiró en Venecia y también en Ámsterdam, promoviendo la construcción de canales hasta que prohibió la construcción de los puentes permanentes sobre el río Nevá.

Desde los primeros años de existencia de San Petersburgo, aquí trabajaron junto con los rusos los mejores arquitectos e ingenieros de Suiza, Italia, Francia y otros países.

En San Petersburgo se construyó un gran número de monumentos y conjuntos de arquitectura barroca y neoclásica, se nota la influencia de la arquitectura italiana y francesa, de la combinación de diferentes estilos nació el estilo arquitectonico de San Petersburgo, noble y armonioso, con sus ampliamente conocidos conjuntos Plaza del Palacio, con el Palacio de Invierno y el edificio del Estado Mayor; la plaza de San Isaac con la catedral de San Isaac, la Plaza de las Artes con el elegantísimo palacio de gran príncipe Miguel, ahora pertenece al Museo Ruso, la avenida Nevskiy con la catedral de Nuestra Señora de Kazán; el Almirantazgo y el cabo de la isla de Vasílievski, de la Catedral Smolniy y muchos otros. Gracias a su arquitectura, esta sinfonía de piedra, San Petersburgo con frecuencia la llaman “el museo al aire libre”, y es pura verdad.

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

Cuántos museos tiene San Petersburgo? Más que 200 y casi cada año van inaugurando nuevos.

Hermitage

El museo principal, el más visitado es el Museo de Hermitage, considerado uno de los más famosos y grandes museos y pinacotecas del mundo. Cuenta con unas tres millones de obras de arte (desde momias egipcias hasta una inigualable fondo de arte de principios del siglo XX, pasando por una colección de pinturas de Rembrandt superior a la del Louvre, colecciones de pintura italiana con obras de Leonardo da Vinchi y Rafael Santi, colecciones de pintura francesa, flamenco, español etc) que se exponen en más de 400 salas de sus dos complejos museísticos – el Complejo Principal que incluye el Palacio de Invierno, ex residencia principal de los zares rusos cuyos salones representan la opulencia y majestuosidad de la Rusia de los zares, y tres palacios más, llamados el Hermitage Pequeño, el Hermitage Viejo y el Hermitage Nuevo, el Conjunto de enorme edificio del Estado Mayor, el palacio Menshikov, la Fábrica Imperial de Porcelana y el excelente Edificio modern de Almacenamiento abierto del Hermitage.

Además, el Hermitage es un museo muy dinámico; las renovaciones son continuas y las piezas expuestas van cambiando debido a la organización de las exposiciones temáticas o temporales e intercambios con centros de arte de todo el mundo.

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

Centro histórico

El centro histórico de San Petersburgo y sus monumentos relacionados (Historic Centre of Saint Petersburg and Related Groups of Monuments) ha sido designado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el 1990, y ha resultado el primer objeto de Rusia incluido en la lista de UNESCO. La superficie de la zona historica protegida en San Petersburgo es de 4000 (cuatro mil) hectareas, incluye más que 120 monumetos y conjuntos arquitectónicos.

Ampliamente conocidos son la Plaza del Palacio, con el Palacio de Invierno y el edificio del Estado Mayor con su majestuoso Arco de Triunfo; la columna de Alejandro que por cierto es la mayor columna monolítica del mundo; la avenida Nevskiy con sus teatros, palacios, comercios e Iglesias, entre las que se destaca la Catedral de Nuestra Señora de Kazán; la plaza de San Isaac y la Catedral de San Isaac de 101 metros de altura que es una de las más grandes de Europa; el Almirantazgo y el cabo de la isla Vasílievski con sus columnas rostradas y el edificio de ex bolsa de valores que actualmente está entregado al Hermitage con la finalidad de organizar alli el museo de heráldica; el malecón de la Universidad con el edificio de la Academia de las Bellas Artes y las esfinges originales de Tebas que la adornan; la catedral Smolni; el monumento a Pedro I ("El Jinete de Bronce"); la plaza de las Artes y el palacio Mikhailovskiy donde se ubica el Museo de la pintura nacional (Museo Ruso); la Iglesia de el Salvador sobre la Sangre Derramada la más adorada por los turistas; el campo de Marte y el jardin de Verano; el crucero acorazado “Aurora”, que hizo el disparo que sirvió de señal para el inicio de la Revolución de Octubre.

Petersburgo

La Fortaleza de San Pedro y San Pablo ocupa casi todo el territorio de una de las 42 islas de San Petersburgo, isla de Zayachy y es la primera edificación importante de San Petersburgo, donde Pedro el Grande comenzó la construcción de la nueva capital de Rusia. En el centro de la Fortaleza se alza la más antigua de la ciudad Catedral de San Pedro y San Pablo con su extraordinaria aguja dorada de 122.5 metros de altura, cifra asombrosa para el inicio del siglo XVIII cuando fue erigida. La aguja está coronada con la figura de ángel con la cruz de 6.5 m de tamaño. La Catedral alberga tumbas de los zares de la dinastía Romanov desde el fundador de San Petersburgo, Pedro el Grande, hasta la familia del último zar Nicolás II fusilado junto con su familia por los bolcheviques en el 1918 y encontrado allísu paz eterna solo en el 1998.

La avenida Nevskiy, la arteria principal de la ciudad, tiene la longitud de 4.5 kilómetros, va desde el Almirantazgo hasta el monasterio de Santo Príncipe Alejandro Nevsky. En el siglo XIX, el famoso escritor ruso Nicolás Gógol la describió como “el canal universal de comunicación de San Petersburgo” y sigue siendo así. La avenida está llena de palacios, hoteles, teatros, cines, iglesias de varias confesiones y tiendas, muchas de ellos históricas, como el Edificio Singer decorado conla torre con un globo de cristal, que alberga hoy el agradable Café Singer y la principal librería de San Petersburgo; los grandes almacenes Gostiny Dvor, uno de los primeros centros comerciales cubiertos del mundo, construido en el 1757 por el arquitecto francés Jean-Baptiste Vallin de la Mothe, o el sorprendente Passage con su espacio comercial de tres pisos y un pasaje bajo el techo de cristal de 180 m. Vale la pena mencionar la tienda Eliseev. Se ubica en el famoso edificio modernista (1902, arquitecto G. Baranivskiy); en un edificio avecinan la tienda de alimentación histórica y más elegante de San Petersburgo donde se venden productos gourmet, delicias comestibles y bebidas, y el Teatro de Comedia.

A la avenida Nevskiy da la fachada de gran columnata de 96 columnas de la Catedral de Nuestra Señora de Kazán, obra maestra de la arquitectura neoclásica, construida entre 1801-1811 por el arquitecto Andrés Voronikhin. Fue construida en el lugar de la antigua iglesia para guardar el icono antiguo de Nuestra Señora de Kazán, a la cual se debe su nombre. La catedral de Kazán fue construida como un monumento a la victoria militar de Rusia en la guerra contra Napoleón 1812-1814. En la catedral está enterrado el mariscal de campo Mikhail Kutúzov a quien Rusia debe dicha victoria. En el interior de la catedral se alberga el milagroso icono de la Virgen de Kazán, uno de los cuatro mas importantes iconos de la Iglesia Ortodoxa Rusa. La Catedral de Kazán es la catedral principal de la ciudad al ser la sede del Mitropolita (arzobispo ortodoxo) de San Petersburgo.

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

La Catedral de San Isaac, es la más suntuosa y grandiosa de las iglesias de San Petersburgo, siendo la segunda iglesia ortodoxa más alta, después de la catedral del Cristo Salvador de Moscú, y la tercera en Europa. Tiene capacidad de 14 mil personas. Fue diseñada por el arquitecto francés Auguste Montferrand y construida en 40 años, 1818 - 1858. La catedral se encuentra en la plaza del mismo nombre, y tiene una de las cúpulas más grandes del mundo que se considera uno de los símbolos de San Petersburgo. Desde 1931 funciona como museo, visitada actualmente por aproximadamente un millón de turistas cada año. Su interior es impresionante por su tamaño y riqueza : sus paredes, suelos y columnas están decorados por 43 tipos de minerales, entre los cuales encontramos 14 tipos de mármoles en colores, malaquita y lapislázuli; adornan la catedral casi 400 esculturas, pinturas y mosaicos finos. En el tambor de la cúpula dorada de la Catedral de San Isaac se encuentra el mirador del centro histórico de San Petersburgo.

Petersburgo

Siempre llama la atención de los numerosos turistas la única en San Petersburgo, con su arquitectura neoclásica, iglesia de estilo neoruso, es la Iglesia llamada el Salvador sobre la Sangre Derramada (su nombre oficial es de la Resurreccion de Cristo), fue erigida en 1883-1907 por el arquitecto A.Parland como templo-monumento en el lugar donde el 1 de marzo de 1881 fue herido mortalmente por un terrorista el emperador Alejandro II, llamado el “zar libertador”.

El edificio está estilizado en el espíritu de la arquitectura rusa de los siglos XVI-XVII. Su silueta es complicada y muy pintoresca. Las fachadas están revestidas con ladrillos esmaltados, baldosas y azulejos. Sobre todo la Iglesia es famosa por sus impresionantes mosáicos, en total los hay mas de 7000 metros cuadrados en los interiores, y 700 mentros cuadrados en los exteriores de la iglesia.

El edificio emblemático del Almirantazgo de San Petersburgo fue construido entre 1806 -1823 por el arquitecto Andrian Zakharov.

Está situado en el inicio de la avenida Nevski. Su torre con la aguja dorada rematada por una veleta de oro en forma de carabela es uno de los símbolos de San Petersburgo y se considera como un centro arquitectónico de composición de la parte central de la ciudad dado que del lugar donde se ubica su torre brotan sus tres perspectivas principales: avenida Nevsky, avenida Voznesensky y calle Gorojovaya. Alrededor del Almirantazgo se ubican tres plazas principales: la de Palacio, la de San Isaac y la del Senado.

En la época de Pedro el Grande El Almirantazgo fue un astillero fortificado rodeado por los bastiones y protegido por un foso (el zar Pedro I mostró un fuerte interés en la construcción naval por eso no es de extrañar que uno de los primeros edificios de San Petersburgo construido en la orilla izquierda del río Nevá fue la Fortaleza del Almirantazgo donde construyeron mas de 300 buques para la flota del Baltico). Mas tarde el edificio fue reconstruidio para la sede de Almirantes Imperiales Rusos, en los siglos XIX-XX el Almirantazgo albergaba a instituciones especializadas navales.

Petersburgo

Otro símbolo de San Petersburgo sin duda es el famoso monumento a su fundador, el emperador Pedro el Grande, llamado el Junete de bronce. Esta escultura ecuestre de Pedro el Grande, hecha en bronce por Étienne-Maurice Falconet por la orden de la emperatriz Catalina II en el 1782, fue erigida sobre una enorme roca de granito en la orilla del río Nevá. Recibió el nombre de Jinete de bronce por la influencia del poema homónimo de Aleksandr Pushkin, el más famoso poeta nacional ruso. Los extranjeros suelen decir que es un símbolo de San Petersburgo, como la Estatua de la Libertad es un símbolo de Nueva York.

La piedra enorme sobre la que está puesta la estatua es conocida como la Piedra de Trueno, y dicen que es la roca más grande que ha movido el hombre. En efecto, fue transportada seis kilómetros desde la costa del Golfo de Finlandia sólo por la fuerza del hombre, sin máquinas. La idea de la estatua es original - el caballo está encabritado sobre la roca; parece que Pedro el Grande designa con la mano su nueva capital y marca un camino a su pueblo, representado como el civilizador y legislador.

En las afueras de San Petersburgo se ubican las espectaculares y espléndidas residencies veraniegas de los zares rusos con sus enormes y lujosos palacios y bellos parques.

Pushkin y Peterhof

Las dos residencies más famosas y populares son la de Catalina en Tsarskoye Seló o Pushkin y la de Pedro en Peterhof.

El Palacio de Catalina fue construido en el estilo barroco por el arquitecto italiano F.B. Rastrelli para la emperatriz rusa Isabel I (hija de Pedro el Grande) en los años 1751-56 y es un monumento absolutamente fascinador de arquitectura, su fachada tiene longitud de 340 m, se ve un poco recargada de adornos, atlantes, columnas y grandes ventanales y está pintada de colores característicos del estilo llamado el barroco ruso: azul celeste, blanco y dorado, es espectacular en todos los sentidos.

La decoración de los interiores sorprende por su magnificencia y lujo, durante siglos este palacio fue la residencia oficial de los zares en verano. Entre las salas de gala del palacio destaca el gran Salón del Trono de superficie de 1000 metros cuadrados con miles de detalles doradas multiplicando hasta el infinito por la multitud de espejos. No menos lujosos aunque no tan grandes son otras estancias: las tres Anticámaras, el comedor de caballeros, el comedor de cazadores, el salón de pilastras rojas y verdes de cristal, la Pinacoteca, el comedor verde de Cámeron, la escalera principal etc. La joya del palacio – el Salón de Ambar - se considera como la octava maravilla del mundo y queda pasmados a todos los visitantes. Imposible describir su opulencia, elegancia y belleza, ha de ver con sus propios ojos.

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

La residencia veraniega en Peterhof, con frecuencia llamada La Versalles Rusa, es la mas popular en todo el mundo y no se puede perder la visita en este complejo impresionante de palacios y jardines con numerosos fuentes ubicados en la costa del Mar Báltico (golfo de Finlandia). El centro del conjunto lo constituye el Palacio Grande de Pedro, que está construido en la terraza marítima y es de estilo barroco.

El Palacio fue diseñado por el arquitecto Jean-Baptiste le Blond con la participación del mismo zar Pedro I y fue construido entre 1714-1721 sobre la costa del Golfo de Finlandia, a unos 30 km de San Petersburgo, como la residencia veraniega de gala y símbolo de la conquista rusa del Mar Báltico. Según los testimonies de los contemporaneos podia competir de lujo con las cortes europeas. Sin embargo, a partir de 1740 la hija de Pedro I, la emperatriz Isabel deseó ampliar y transformar el palacio aumentando su tamaño casi dos veces y dándole más lujo. Lo encargó a su arquitecto de la corte Francesco Bartolomeo Rastrelli quien lo transformó en un palacio barroco super lujoso conservando sin embargo el despacho conmemorativo de Pedro I en su estado original. Catalina la Grande continuó ampliando y embelleciendo el palacio asi que ahora es, sin duda, uno de los palacios reales más bellos del mundo.

Pero sobre todo la residencia en Peterhof es famosa gracias a sus fuentes. En Peterhof hay dos parques: el «Parque Superior» de 12 hectareas con cinco fuentes y el «Parque Inferior» de 102.5 hectareas, donde se encuentra el complejo de fuentes más grande del mundo, las hay más que 150. Las fuentes funcionan sin bombas utilizando agua que proviene de manantiales naturales, el agua se lleva a traves de un sistema de canales de 20 kilómetros de largo gracias a la inclinación natural del terreno. Debido al clima (todo el mundo ha oido de los feroces inviernos rusos) las fuentes sólo funcionan de mayo a octubre.

La fuentes más famosas son La Gran Cascada y la de Sansón, construidas en terrazas adornadas con esculturas doradas, sus chorros van descendiendo a un canal que lleva el agua al mar; la Fuente del Sol, la Cascada Monte de Ajedrez, la Cascada Monte Dorado, las fuentes de Adán y Eva, la fuente del paraguas y otras.

Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo
Petersburgo

Teatro Mariinski

Todo el mundo reconoce que San Petersburgo es un núcleo cultural, artístico e intelectual de Rusia. Aqui, en 1724, Pedro el Grande decretó la fundación de la Academia Rusa de las Ciencias; fue establecido la primera Universidad de Rusia (posteriormente ocho graduados suyos se harán laureados con el premio Nobel), la Academia Imperial de las Artes, fundada en 1757, dará al mundo a pintores renombrados como Karl Briulov e Iliá Repin; la academia de baile fundada en 1738 se convirtiría posteriormente en el mundialmente famoso Ballet Mariinsky y la Academia Vagánova.

En San Petersburgo vivían y creaban los mas famosos compositores rusos como Piotr Chaikovski (conocido por sus ballets El lago de los Cisnes, La bella durmiente, Cascanueces, y la Obertura 1812) y Modest Musorgskiy (opera Boris Goduniov), poetas como Alexader Pushkin, Mikhail Lermontov, Anna Akhmatova, Iosif Brodskiy y escritores como Fiodor Dostoevskiy (el autor de las famosas novelas “Crimen y castigo” y “Los hermanos Karamazoff”, y todo el mundo conoce las Noches blancas gracias a su relato del mismo nombre), Nicolas Gógol, Ivan Turgenev...

El mejor teatro de Rusia y uno de los mas famosos en el mundo se ubica en San Petersburgo, es el Teatro Mariinsky, su escuela de balet se considera ejemplar.

El Teatro Mariinski (en la epoca soviética conocido como el Teatro Kírov en honor al político soviético Sergio Kirov, retomado su nombre original después del derroque de la URSS) debe su nombre a la emperatriz rusa María Alexandrovna (esposa del emperador Alejandro II) que lo patrocinaba. La historia del Ballet Mariinsky está estrechamente ligada a la del arte coreográfico ruso, cuya historia comenzó hace más de 250 años.

Petersburgo

El Teatro Mariinskiy ha sido escenario de importantes directores, músicos y bailarines, como Vatslav Nizhinski, Ana Pávlova, Matilde Kshesinskaya, Tamara Karsavina, Galina Ulanova, Olga Spesivtseva, Natalia Dudinskaya, Rudolf Nureev, Mikhail Barishnikov, Maya Plisetskaya, Uliana Lopátkina, cantantes Feodor Shalyapin, Leonid Sóbinov, Anna Netrebko y muchos otros. A este teatro están ligados las mejores obras de ópera y ballet rusos. Su célebre compañía de ballet que es una de las más famosas compañías de ballet de la historia, durante muchos años fue dirigida por el famoso coreógrafo Marius Petipa (1818-1910) a quien debemos la coreografía para más de 60 ballets.

El más famoso compositor ruso, Piotr Tchaikovskiy no solo dirigió la orquesta del Mariinsky sino también estrenó aquí sus operas y balets (por ejemplo, los famosísimos El Lago de los Cisnes, El Cascanueces, el Corsario y La Bella Durmiente).

El edificio del teatro Mariinsky fue construido en el 1860 por el arquitecto Albert Kavós en lugar del antiguo teatro Imperial destruido por incendio. A partir de mayo 2013 funciona el edificio Nuevo de Mariinsky, lo llaman también la Escena moderna o el Teatro Mariinsky-2, es considerado como uno de los teatros más innovadores en el mundo, con la sala para más de 2.000 espectadores y con una acústica perfecta, aunque su arquitectura moderna en el centro histórico de San Petersburgo es una cuestión contravertida.

Petersburgo

El repertorio actual del Mariinsky incluye el patrimonio de Marius Petipá (El lago de los cisnes, El Corsario, La Bayadera, La Bella Durmiente, El Corsario, La Silphide) y títulos de George Balanchine, John Neumeier y William Forsythe. Desde 2001 el Teatro Mariinsky acoge el Festival Internacional de Ballet Mariinsky llamado El Festival Estrellas de las Noches Blancas, que invita a los más prestigiosos solistas de todo el mundo.

Leningrado

Durante su historia comparativamente corta (300 y tanto años) San Petersburgo cambió su nombre cuatro veces. En su dia de cumpleaños, el 27 de mayo 1703 fue nombrado por su fundador el zar Pedro el Grande, Sankt Piterburg (San Petersburgo en alemán), la ciudad de San Pedro, en honor de su protector Santo; en el 1914 fue renombrado en Petrogrado, traducción rusa del nombre alemán, por razones patrióticas porque Rusia estaba en situación de la guerra contra Alemania (primera guerra mundial); después de la revolución, en el 1924 cambió su nombre por Leningrado, en honor de Vladímir Lenin, dirigente comunista; y finalmente después de la caída del régimen soviético, recuperó su nombre original según el voto de sus ciudadanos en el referéndum del 1991.

San Petersburgo, con frecuencia llamada la “cuna de la revolucion rusa” fue el escenario y la ciudad central de la Revolución de octubre 1917 mediante la cual se puso fin al zarismo, se derrocó el poderoso Imperio Ruso y se estremeció el mundo entero cuando la noche del 25 a 26 de octubre 1917 el partido bolchevique, liderado por León Trotski y Vladimir Lenin, tomó el poder en el país más grande del mundo.

A pesar de haber pasado 100 años, los amantes del turismo histórico pueden encontrar en San Petersburgo una serie de lugares, edificios y objetos testimonios de la época de la revolución (como, por ejemplo, la estación de trenes Finlandia, donde una gran caja de vidrio protege un tren histórico en el que Lenin puso fin a su exilio para volver a Rusia, o el Palacio de Invierno, donde fue arrestado el último gobierno del imperio antes de que los bolcheviques lo derrocaran y colgaran la bandera roja del balcón; la lujosa Mansión de la bailarina Matilde Kshesinskaya (amante del zar Nicolás II) que se hizo el primer despacho de Lenín tras la revolución y ahora es el Museo de Historia Política de Rusia; el Instituto Smolny, la sede de los Soviets de Petrogrado que luego se convirtió en el Ayuntamiento de San Petersburgo pero guarda intacto el despacho de Lenin; el Palacio Yusúpov en el malecón del río Moika (uno de los numerosos afluentes del Nevá), donde el ultimo representante de esta rica y noble familia tan cercana al zar, el príncipe Félix Yusúpov, llevó a cabo el complot y asesinó al confesor de Nicolás II, Grigoriy Raspútin, contribuyendo sin saberlo en el cumplimiento de la profesia de Raspútin “con mi muerte en tres meses el imperio estará caído”; el barco militar, crucero acorazado Aurora, cuyos marineros pasaron al lado de los bolcheviques y dieron el cañonazo que sirvió de la señal para los asaltantes al Palacio de Invierno, debido a que mas tarde el barco recibiría el título del símbolo de la revolución y se convertiría en el museo.

Petersburgo

Muchos turistas que llegan a San Petersburgo tienen ganas de visitar el crucero Aurora, el barco construido hace 120 años que trajo a Rusia la revolución de octubre. El crucero acorazado Aurora se considera el principal símbolo de la revolución de 1917 porque se cree que una salva lanzada desde el crucero dio la señal a los revolucionarios para iniciar el asalto al Palacio de Invierno, donde se encontraban los miembros del gobierno provisional opositores de los bolcheviques. En la época soviética se decidió estacionar el crucero Aurora para siempre, junto al edificio de la escuela de marineros que lleva el nombre de Pedro el Grande. En este lugar los turistas pueden visitar la leyenda de la flota rusa, los interesados pueden subir a la cubierta, entrar en los camarotes y ver el cañón desde el que se lanzó el disparo de salvas.

Se puede decir que San Petersburgo son dos ciudades en una. Por un lado, la pomposa capital de la Rusia imperial de los zares, los palacios sin fin, los puentes y los canales, y por el otro, el Leningrado heróoico del trágico periodo de la Segunda Guerra Mundial, cuando tuvo lugar el sitio de Leningrado, que duró 872 días, desde el 8 de septiembre de 1941 a 27 de enero de 1944, en los cuales los nacis bombardearon constantemente la ciudad y la bloquearon para que no pudiera abastecerse. Fueron las páginas más trágicas de la historia del país. El sitio costó la vida a 1.2 millones de personas muertos de hambre, cañonazos y bombardeos.

Tras la derrota de Alemania de Hitler en 1945, la ciudad fue nombrada Ciudad heroica por las autoridades soviéticas. En el Museo de Bloqueo (sitio) de Leningrado uno puede ver documentos únicos y testigos que no le dejan indiferente a nadie.

Petersburgo

San Petersburgo, a pesar de su turbulenta historia, es una ciudad bastante jóven. En 2003 San Petersburgo celebró su tercer centenario, para una ciudad no es mucho. Los festejos del tricentenario de la "capital norteña" de Rusia fueron extraordinarios. Segun la idea del presidente Vladímir Pútin justamente en esta temporada de noches blancas se celebró la Cumbre de los jefes de Estado de Europa. Numerosos líderes europeos llegaron a San Petersburgo. La UNESCO declaró el 2003 el año de San Petersburgo.

Hoy San Petersburgo, como antes, sigue siendo la capital cultural de Rusia y su vida está llena de eventos correspondientes - estrenos, exposiciones, festivales, innovaciones.

En el 2018 millones de futbol fans visitaron San Petersburgo para ver los partidos del Campeonato Mundial de fútbol. Especialmente para el caso fue construido un nuevo y modernísimo estadio de 70000 localidades en la isla Krestovsky, frente al mar Báltico. Diseñado por el famoso arquitecto japonés Kisho Kurokawa el estadio tiene apariencia de una nave espacial aterrizada en una de las islas de San Petersburgo (seguro para que los extraterrestres puedan disfrutarse de sus bellezas). El estadio tiene un techo retráctil, lo que garantizará que el césped se mantenga en un estado óptimo sin depender de las condiciones meteorológicas.

Cada año va creciendo la cantidad de turistas que visitan San Petersburgo. En el 2018 llegaron 8 millones.

La mayoría llega en verano (mayo-septiembre), sobre todo en la famosa época de las noches blancas (15 de mayo - 15 de julio) y esta es la temporada turística superalta lo que provoca muchedumbres por todos lados.

Si piensan llegar en esa epoca les recomiendo que tengan todo muy bien organizado con anticipación (hoteles, excursiones, traslados, entradas etc).

Para quienes deseen disfrutarse de los museos con poca gente, de los teatros, restaurantes, exposiciones etc, recomiendo que lleguen en otoño o primavera cuando la vida cultural es mucho más intensa que en verano, la mejor opción sería octubre o marzo-abril, aunque si les gusta conocer el invierno ruso, les sugiero que la Navidad Rusa no coincide con la europea (dado que se celebra el 7 de enero, acorde al calendario de la Iglesia Ortodoxa, el juliano) y es una oportunidad para repetir las fiestas!

Tour San Petersburgo - Contactos 1
Tour San Petersburgo - Contactos 2
Tour San Petersburgo - Close Contactos
Rellene el formulario
rellene este formulario (hay que llenar todos los campos) y pulse enviar
Nombre
Email
Número de personas
Hotel o crucero
Fechas de visita
Mensaje
guiasanpetersburgo@gmail.com
guiasanpetersburgo@hotmail.com

Tlf & WhatsApp: +7 921 746 7262